Saturday, February 28, 2015

HUMOR by STEVE SACK. Bibi War Drums

THE MINNEAPOLIS STAR TRIBUNE

HUMOR by PAVEL CONSTANTIN, BUSINESSMEN


HUMOR by KAP. Varoufakis in the string

La Vanguardia

SOLO PARA TENISTAS: Victoria Azarenka vs Lucie Safarova FINAL Highlights HD QATAR 2015

Victoria Azarenka vs Lucie Safarova FINAL Highlights HD QATAR 2015










HUMOR by AREM VAN DEM. cooperation


HUMOR de TUTE

La Nación

+ HUMOR by MARIAM KEMESKY. Museum in Mossul


HUMOR de LINIERES

La Nación

HUMOR by MARIAN KEMESKY. Varoufakis and Schuable


HUMOR de NIK. GATURRO

La Nación

HUMOR de ALBERTO MONTT


HUMOR de MICO. EL FIN DE LAS VACACIONES


Thursday, February 26, 2015

HUMOR by MARIAN KEMENSKY, Smoke Break


HUMOR de EL ROTO

El País

HUMOR de FORGES

El País

CIENCIA/MEDIO AMBIENTE: Nueva amenaza para la capa de ozono


Sustancias de vida muy corta, como el diclorometano, empiezan a ser una amenaza para la capa de ozono y no están prohibidas por el protocolo de Montreal.

Uno de los grandes éxitos de la cooperación internacional en medio ambiente fue el protocolo de Montreal. Gracias a este acuerdo se prohibieron las emisiones de gases que dañan la capa de ozono. 
Se sabía que los clorofluorcarbonados (CFC), gases que se usaban en sistema de refrigeración, destruían el ozono que nos protege de los nocivos rayos ultravioletas del Sol. Conforme se iba extendiendo su uso, la capa de ozono fue debilitándose. La situación de la capa de ozono hizo saltar las alarmas cuando se descubrió que el agujero de capa de ozono sobre el polo Sur creía alarmantemente. Desde que entró en vigor el tratado la capa ha ido recuperándose lentamente. Pero tardará mucho tiempo en volver a los nivles preindustriales.

Sin embargo, un nuevo estudio apunta a que nuevos gases que no están recogidos en el tratado están siendo liberados a la atmósfera con las mismas nefastas consecuencias sobre la capa de ozono que los que ya están prohibidos. Se trata de las sustancias de vida muy corta o VSLS en sus siglas en inglés, cuya generación aumenta rápidamente.


El nuevo estudio, publicado en Nature, está liderado por Ryan Hossaini (Universidad de Leeds).



El origen de los VSLS puede ser tanto natural como industrial, pero la producción industrial de estas sustancias no está controlada por el protocolo de Montreal. Esto se debe a que anteriormente la contribución a la destrucción de la capa de ozono de estas sustancias era mínima y no se incluyeron en dicho protocolo. Lo malo es que su generación aumenta muy rápidamente. Si la tendencia continúa, los autores del artículo sostienen que los beneficios del protocolo podrían quedar eclipsados.

Para el estudio se usó un modelo computacional 3D de la atmósfera para determinar el impacto de los VSLS en la capa de ozono y en el clima. Además, se usaron las cantidades de estas sustancias medidas a lo largo de las últimas dos décadas y que fueron proporcionadas por NOAA.


Las medidas revelan un aumento de la concentración de diclorometano, un VSLS que se usa en una variedad de procesos industriales.


De momento los beneficios del protocolo se dejan sentir sobre la capa de ozono, pero el aumento del diclorometano arroja sombras sobre el futuro de la capa de ozono y el clima, aunque ahora su efecto sobre dicha capa sea inferior al provocado por los CFC.


Los VSLS destruyen la capa de ozono en la parte más baja de la estratosfera. Esto es grave porque el ozono perdido en esta parte tiene un impacto sobre el clima mayor que las moléculas de ozono destruidas en las capas más superiores y que está provocado por gases de vida larga como los CFC.


Parte de los VSLS tienen un origen natural, como los que producen las algas marinas, y ahora suponen el mayor impacto. Pero los cálculos de estos investigadores señalan que la cantidad de ozono perdida por culpa de los VSLS de origen humano aumenta rápidamente. Desde finales de los noventa las concentraciones de diclorometano se han doblado a lo largo de todo el mundo.


Parte de estas emisiones de diclorometano se deben a los procesos de fabricación de HFC, gases que sustituyeron a los CFC por ser inocuos para la capa de ozono, lo que no deja de ser irónico.

NeoFronteras

HUMOR de TUTE.

26 de febrero


25 de febrero


24 de febrero


23 de febrero

HUMOR de ARPO

El Diario de Mallorca

HUMOR de J.M. BARCELÓ. A TIRA LIMPIA

El diario de Mallorca

HUMOR de SANTY. El Prisma de Santy


El Diario de Mallorca

CINE/RUMANÍA. En el cine, la autoflagelación vende


Una imagen de la película Child’s pose de Calin Peter Netzer, Oso de Oro del Festival de Berlín 2013.


Después del Festival de Cannes, ahora es el de Berlín el que premia a una película de la "nueva ola" rumana, una generación de directores ignorados en un país sin cines. Al igual que Más allá de las colinas de Cristian Mungiu, Child’s pose [La postura del niño] de Calin Peter Netzer, expresa “el sufrimiento y la desesperación de ser rumano”, explica un sociólogo.
Conozco a Calin Peter Netzer, he visto sus películas, aunque aún no he visto Child’s pose, La postura del niño. He visto las películas de Cristi Puiu, Cristian Mungiu, Corneliu Porumboiu, Cristian Nemescu o Tudor Giurgiu. Sigo viviendo una realidad que con demasiada frecuencia asfixia la lógica de la civilización. La sociedad, la prisión, el hospital, el colegio u otras instituciones son abonos para la obra artística de gran valor de la nueva generación de nuestro cine. Creo que nuestro destino, siguiendo la vía de salida del comunismo, nos llevará hacia el advenimiento de un futuro premio Nobel rumano de Literatura. Es cierto que Herta Muller lo ganó, pero por una obra que sumía más sus raíces en los efectos de la memoria del comunismo que en el comunismo en sí mismo.
Por lo tanto, espero ver un Nobel sobre la transición, sobre ese asunto alrededor del cual inició sus películas la "nueva ola" rumana. Películas de las que haríamos caso omiso si no hubieran cosechado premios internacionales, porque la mayoría pensamos que son difamatorias para el país. Estos jóvenes se esfuerzan por obtener la financiación de un organismo, el Centro Cinematográfico Nacional, que difícilmente concede ayudas.
Y sin embargo, deberíamos ayudarles, porque hacen que se valore en el mercado mundial el único aspecto auténtico que aún poseemos: el sufrimiento y la desesperación de ser rumano. La desesperación de avanzar contra la historia y al lado de la civilización. En el mundo actual, es algo que vende bien y podríamos invertir en esta autoflagelación.

Tradición chejoviana

Por citar la célebre frase de la película Filantropía de Nae Caranfil, puesto que tendemos siempre la mano hacia Europa, el FMI y el Banco Mundial, ofrezcamos a cambio al menos una historia bella. Sería una forma sublime de mendicidad. Les vendemos pastillas de desesperanza y ustedes, los occidentales, nos dan un poco de dinero, felices de haber escapado a ese drama porque sus países gozaron de la protección de la Conferencia de Yalta.
Aún no he visto Child’s pose, pero La muerte del señor Lazarescu me dejó sin voz, no porque la obra salía del imaginario convencional, sino porque sabía que era una historia real. La película de Netzer también procede de la tradición chejoviana, la de la desesperanza de vivir en un universo donde el libre albedrío y la libertad ya no tienen sentido.
Vi Filantropía y California Dreamin' y me conquistó la elevación de la desenvoltura rumana al nivel de filosofía de vida. Cada vez que se estrena una película de la "nueva ola", siento unas ganas enormes de volver a leer a Antón Chéjov, porque me invade la idea de que en nuestro Este, lo absurdo es parte de nuestro etos más que una negación de la razón.

Universos herméticos

Los personajes de nuestras películas son chejovianos. La Rumanía de la transición es un universo cerrado de la que intentan evadirse, pero únicamente lo logran en la ilusión o la muerte. Los personajes de Giurgiu, Porumboiu, Netzer o Mungiu son como prisioneros de un destino transitorio, donde la espera es una larga agonía. Los universos herméticos y la luz anodina son las características dominantes de esta corriente cinematográfica que describe nuestro mundo. Es extraño ver brillar un rayo de sol por algún lado... Tanto si hablan de aborto, como de fe, de drogas o de la conversión de una comunidad al capitalismo, las películas de la "nueva ola" se centran en el individualismo o el egoísmo extremo, la traición y sobre todo la soledad como proceso de descomposición y de muerte del ser social. En estas historias, la mayoría de los personajes son mujeres que jamás llegan a asumir el control de su destino o de su familia, mientras que los hombres ya se han rendido.
Estas películas tienen un final abierto, como si cada uno fuera una continuación de lo que el director dejó en suspenso en California Dreamin: una realidad rumana a la deriva, hacia un destino que ya nadie puede cambiar.

Una mirada sin odio, pero implacable

¿En qué se diferencian estos jóvenes de los que intentaron timar a la Europa cinéfila justo después de 1989, siguiendo el principio de "nuevos tiempos…. que siguen siendo los mismos"? Estos chicos han vivido los primeros pasos de la transición, contemplan las heridas abiertas que dejó el comunismo, no han vivido los compromisos. Viven una realidad que se deshumaniza y erige el egoísmo como valor de transición.
Estos chicos no emplean su imaginación para falsificar, sino para narrar. Han vivido con "la llave colgada al cuello" [en los países comunistas, los niños iban solos al colegio, muy temprano, con la llave de la casa colgada al cuello con un cordón. Hoy, esos niños de la llave simbolizan a aquellos que se desenvuelven solos] en una época en la que ya nadie tenía tiempo de contarles historias. Pero lo que les distingue ante todo es su mirada sin odio: relatan con indiferencia, expresan con imágenes los destinos de un mundo en descomposición. No ofrecen soluciones, pero son los primeros hombres libres de nuestro mundo.
Por desgracia, no cuentan con un gran público en una Rumanía incapaz de mirarse en el espejo. Como otros millones de rumanos, se exilian a un Occidente que celebra sus obras un día, para al día siguiente dejar que vuelvan a caer en la indiferencia y que se hundan en el drama de un país de Europa del Este que no logra salir de esa agonía chejoviana que llamamos transición.




HUMOR de JOEP BERTRAMS. ESTAMOS DE ACUERDO (sobre la extensión del rescate griego)

El 24 de febrero los ministros de Economía de la eurozona aprobaronla lista de propuestas de reformas económicas del Gobierno griego que fue enviada a Bruselas a última hora del lunes, cumpliendo la condición del acuerdo de la semana anterior en el que se estableció que el plan de rescate internacional continuará durante cuatro meses.
El acuerdo para alargar el trato con la troika de prestamistas internacionales hasta finales de junio supone un cambio radical por parte del primer ministro Alexis Tsipras y el ministro de Economía Yánis Varufakis en su campaña por desbaratar el rescate, pero se espera que facilite a Grecia más libertad para proponer sus propias políticas fiscales y económicas.
Las propuestas, según el diario británico The Guardian, parecen "poco consistentes" según la información filtrada al diario, pero tanto Grecia como la UE parecen más preocupados por alcanzar un acuerdo que “ se irá perfilando en los sucesivos meses y semanas”.

Joep Bertrams   (1946) es un viñetista político holandés. Tras haber trabajado desde 1982 en el diario de Amsterdam Het Parool, en 2011 pasó a colaborar con De Groene Amsterdammer. Igualmente, es creador de animaciones para el programa de televisiónNOVA.
VOX

HUMOR de KLAN KLON. FANATISMO Y LIBERTAD DE EXPRESIÓN (II)














HUMOR de KLAN KLON. fANATISMO Y LIBERTAD DE EXPRESIÓN (I)






HUMOR de ERLICH. VENEZUELA


HUMOR de KARLO. DON SERAPIO... UNA VEJEZ CON EFECTOS ESPECIALES


"Sé tu mismo, los demás puestos están ocupados." Oscar Wilde

HUMOR de ALBERTO MONTT. Los caminos de la vida... a propósito de la presentación de Vicentico


HUMOR de MAX AGUIRRE. ZAPPING CONCEPTUAL


Wednesday, February 25, 2015

HUMOR by RICK MCKEE. Keystone Veto

THE AUGUSTA CHRONICLE

HUMOR by CAM CARDOW. HARPER

CAGLE

VIAJANDO SIN VIAJAR. Invierno en Oslo | Euromaxx



El invierno nórdico tiene, sin duda, sus atractivos. La nieve, el frio polar, la luz melancólica...todos esos alicientes aderezados con una amplia oferta cultural es lo que ofrece Oslo, la capital noruega. Además del museo del esquí de Holmenkollen, no hay que perderse la nueva Ópera y Tjuvholmen, el barrio de galerías y cafés culturales.

MUJERES: Japón y el papel de la mujer | Global 3000



Tienen una formación excelente y sus certificados son mejores que los de sus compañeros. Aun así, muchas japonesas deben contentarse con actividades auxiliares mal remuneradas.

CURIOSIDADES (I) Pareja tragada por la tierra en Seúl


Las autoridades de Corea del Sur iniciaron este martes una investigación en torno a los trabajos de construcción a nivel nacional, después del incidente ocurrido a una pareja tragada por la tierra mientras caminaba por una calle de Seúl.

Dos realidades... Salida orbital de astronautas para trabajar en la ISS y El tren que quiere resucitar en Kinshasha

El tren quiere resucitar en Kinshasa


Décadas de abandono, vandalismo y conflictos dejaron en ruinas la antaño gran red ferroviaria de Kinshasa, por la que ahora sólo circula una locomotora con 12 vagones. Sin embargo, las autoridades prometen un futuro con trenes rápidos circulando por la capital congoleña.


SALIDA ORBITAL DE ASTRONAUTAS PARA TRABAJAR EN LA ISS


Dos astronautas estaounidenses de la Estación Espacial Internacional (ISS) iniciaron el miércoles una segunda salida orbital para instalar los equipamientos necesarios para el amarre de futuras cápsulas comerciales estadounidenses tripuladas a partir de 2017.



HUMOR de TOM WILSON & TOM II. ZIGGY

24 de febrero


23 de febrero


22 de febrero


21 de febrero


20 de febrero

Charlie Hebdo no sabe qué hacer con tanto dinero


La solidaridad con el semanario satírico francés después del atentado terrorista dio lugar a una ola solidaridad que se tradujo por decenas de millones de euros en las arcas de la publicación. El dinero debería permitir sobrevivir “por años” a Charlie Hebdo e indemnizar a las víctimas, pero existen diferencias - y temor- entre los periodistas sobre cómo repartir una fortuna que no buscaron.

En vísperas del sangriento atentado que le costó la vida a 12 personas el pasado 7 de enero, Charlie Hebdo atravesaba serios problemas económicos. Le costaba vender sus 20.000 ejemplares semanales, debía 200.000 euros y los suscriptores eran apenas 8.000. Hoy, gracias a la expresión de solidaridad de los franceses, la publicación sale a la calle con tiradas millonarias (8 millones con el “número de los supervivientes” y 2,5 millones el de este miércoles). El número de suscriptores ahora es de 240.000…
Esta expresión de simpatía no durará eternamente. “Quizás van a descubrir que Charlie no es lo que esperaban”, admitió Riss, el nuevo jefe del semanario en declaraciones a la revista Inrocks. “Las suscripciones, las ventas van a bajar, sí”, sostuvo por su parte el responsable financiero del periódico, Eric Portheault. “Si logramos mantener la mitad de los suscriptores, me pondría muy feliz”, añadió.

Mientras, si se suman suscripciones, donaciones, derechos de autor, ventas de ejemplares o ayudas estatales Charlie Hebdo cuenta con unos 30 millones de euros.

“Hubo un gran movimiento de solidaridad y las donaciones recibidas y los ingresos previstos son desproporcionados. Charlie Hebdo no estaba preparado” para manejar tal cantidad de dinero, reconoció Richard Malka, abogado de la revista.

Aunque es difícil proyectarse y las estimaciones son muy aproximativas, el dinero llega por millones y hay que darle un cauce. Por un lado, los 4,2 millones de donaciones deberían ir tanto a las familias de víctimas del atentado del diario como del ataque contra el supermercado judío del este de París. Sin embargo es dinero recibido en concepto de ayudas a la prensa, por lo que deben buscar una manera legal de hacerlo.

Otro de los objetivos inmediatos es adquirir una nueva sede para la redacción, que de momento es albergada por el diario Libération. Los periodistas ya han visitado locales en el sur de París con expertos en lugares blindados y dispositivos antibombas.

Además, Charlie Hebdo cuenta crear una fundación para apoyar la prensa ilustrada y la libertad de expresión.

Pero hay cuestiones más complicadas, como qué hacer con el dinero destinado a los accionistas: Charb, el director asesinado, poseía el 40% de las acciones, como Riss. Portheault posee un 20%. La redacción quiere rápidamente un debate sobre un sistema más cooperativo y transparente. Por lo pronto, decidieron no distribuir dividendos por un plazo de tres años.

Pero la redistribución del capital no será tarea fácil para una revista donde impera una sensibilidad anarquista. “Estos millones son una pesadilla, estos millones pueden matarnos”, advirtió Patrick Pelloux, periodista de Charlie Hebdo.

"Este dinero no lo robamos, y lo pagamos caro, muy caro”, aseguró por su parte Eric Portheault. Y agregó: “Preferiría diez millones de veces más tener conmigo a [los dibujantes] Cabu, Charb y todos los demás con los que hablaba todo los días, en lugar de todos esos millones”.


Alejo Schapire
RFI


El regreso a los kioskos de Charlie Hebdo


El "Charlie Hebdo" inunda por segunda vez los quioscos de Francia

Cuando se cumplen siete semanas desde el ataque terrorista contra el "Charlie Hebdo", el semanario satírico inunda hoy los quioscos franceses con su segundo número tras la tragedia, un regreso al espíritu irreverente de una cabecera que distribuirá dos millones y medio de ejemplares.

La nueva "primera" muestra a un perro a la carrera sosteniendo entre los dientes su "Charlie Hebdo" mientras huye de la jauría que lidera el expresidente Nicolas Sarkozy transformado en caniche junto a un pitbull con los rasgos de la ultraderechista Marine Le Pen, algunas de las clásicas dianas predilectas del semanario.

"C'est reparti!" ("¡Volvemos a empezar!"), avisa la portada, obra del dibujante Luz, con una frase que devuelve las páginas de "Charlie" a su ambición habitual: "Reír para despertar la reflexión del lector", como recuerda su editorial.

Firmado por el hoy director de la revista, el viñetista Laurent Sourisseau "Riss", sus líneas rememoran los sangrientos sucesos del pasado 7 de enero, una demostración -asegura- de que "todavía hace falta tiempo y sangre para que las religiones acepten definitivamente el contrato democrático".

"Los asesinos se dejaron encerrar en el confort de la religión, que proporciona todas las respuestas y ahuyenta la reflexión; la duda es el peor enemigo de lo religioso y en 'Charlie Hebdo' nos pasábamos el tiempo dudando", concluye el dibujante, aún convaleciente del balazo en la espalda que recibió en el ataque.

Y aunque no con la masiva afluencia que sucedió al primer número postatentado, los lectores volvieron a secundar "las dudas de 'Charlie'" en los quioscos, muchos de los cuales mostraban esta mañana el cartel de "agotado".

"En relación con la anterior edición, esta ha provocado menos filas", reconoce a Efe Julien, un quiosquero parisiense, quien sí observa un ritmo de venta "mucho más importante" que el registrado por los números previos al atentado, cuya tirada media apenas superaba las 60.000 copias.

La revista tiene previsto imprimir 2,5 millones de ejemplares en esta ocasión, después de superar los ocho millones con la histórica edición especial que sucedió al ataque, en el que perdieron la vida doce personas.

"La gente se va calmando -reflexiona Julien-, con el primer número tuve que tranquilizar a varios clientes que no estaban dispuestos a irse de vacío. Hoy, en cambio, no ha habido ningún problema".

Frente a su quiosco, instalado en los Grandes Bulevares parisienses, el matrimonio Chardon presume orgulloso de su ejemplar de "Charlie Hebdo" mientras un goteo constante de lectores se acerca para adquirir su copia del semanario.

"Vivimos en provincias y no pudimos comprar el primer ejemplar. Es el primer número normal de la revista tras el atentado y queríamos echar un vistazo a sus páginas. Nunca lo habíamos leído antes", admite a Efe Victor Chardon ante la mirada seria de su esposa.

Para este ebanista jubilado, hacerse con un ejemplar constituye todo "un gesto por la libertad de expresión", aunque no deja de preguntarse si sus páginas son "muy satíricas o incluso demasiado": "No tengo respuesta a esa pregunta", sentencia.

A ese tono se refiere precisamente "Riss" en una entrevista publicada hoy por el diario "Le Parisien", en la que descarta volver a publicar caricaturas de Mahoma a corto plazo: "No renunciamos a nuestras convicciones, pero queremos pasar página".

"'Charlie' sigue siendo una diana y no nos vamos a someter, no vamos a cerrar la boca", confirma un "Riss" que cuenta con vigilancia policial permanente y contra quien un diputado paquistaní ha emitido recientemente una fetua.

En los últimos días se ha sabido que algunos de los colaboradores de la publicación, como la columnista de origen marroquí Zineb El Rhazoui, continúan recibiendo amenazas de muerte, una rutina habitual para Charb, Cabu, Tignous, Wolinski y Honoré, las plumas asesinadas por los hermanos Said y Cherif Kouachi.

"Nuestro homenaje -sentencia "Riss" en su memoria- pasa por hacer un periódico que no les avergüence".




HUMOR de MICO. MESADA


HUMOR de ALBERTO MONTT